*La tarea de un líder es llevar a su gente de donde está hasta donde no haya llegado jamás*

Henry Kissinger

diumenge, 8 de març de 2015

INTEGRIDAD Y MÁS ....



En teoría en todos los trabajos esperamos integridad, responsabilidad y trabajo en equipo, se espera tanto por parte del trabajador como de la empresa.

Dependiendo de cómo seas como persona, trabajar en una empresa donde por parte del empresario la integridad se desvanece, la responsabilidad se cuestione según sople el viento y el trabajo en equipo no exista, hace que tu día a día en el trabajo se haga como un suplicio. 


 Entonces es cuando empiezas a pensar que es mejor, aceptar el cambio y solo trabajar por la parte económica, aunque tu estado mental implique desánimo, aburrimiento, pesadez... o hacer lo que crees correcto, en situaciones así es hacer un cambio?


Ese cambio puede ser de muchas maneras,

intentar apaciguar tu mente y ser totalmente frío, ir a trabajar, simplemente trabajar, sin cuestionarte nada, solo obedecer lo que te dicen que hagas o
intentar ser coherente y comentar o explicar tu punto de vista sobre la situación que está pasando, intentar ser integro, aunque esto implique que te excluyan, te cuestionen e intenten hacerte ver como la raíz del problema.

Siempre siempre es mejor ser honesto con uno mismo, siempre todo lo que haces te vuelve, valora la situación, valora lo que tienes, lo que te aporta este trabajo, si ser coherente valdrá la pena ... siempre y cuando la otra parte, la empresa, tenga unos valores, unos objetivos claros y sobre todo integridad.

Si todo esto se cumple valdrá la pena el riesgo, valdrá la pena luchar por hacer ver o entender... pero si por parte de la empresa los valores, los objetivos y la integridad se esfuman dependiendo de las ventas, dependiendo de lo que te cuenta uno u otro... quizás has de empezar a pensar en tomar una decisión.

Dependiendo del motivo por el cual te aferras a ese trabajo, la decisión que has de tomar irá para una dirección o para otra, solo tú serás responsable de esa decisión, porque cada decisión tiene una consecuencia.

Aunque es muy difícil dar ese paso hoy en día, si queremos que las cosas cambien, si queremos realmente estar bien con uno mismo, hay que seguir lo que tu"yo interno" te dictamine y tener claro que todos los cambios son buenos, aunque en ese cambio al principio se hace cuesta arriba y puede parecer que tu decisión no haya sido la correcta, pero internamente estarás bien contigo mismo y al final todo llega... sin dudarlo.






egb